La cocina dominicana ha mejorado

Para Rafael Ansón, presidente de la Real Academia de Gastronomía española y de la Academia Iberoamericana de Gastronomía, República Dominicana siempre ha tenido unos productos fantásticos, porque esta tierra da buenos alimentos y bebidas.

Pero hay un problema. El mundo no sabe eso. Y, según Ansón, ni siquiera muchos dominicanos se han enterado de lo bueno que aquí se puede comer.

El experto, que ha visitado más de 10 veces el país, opina que este es el mejor momento para desarrollar una estructura gastronómica.

Su comentario lo basa en que, durante esta visita, tuvo la oportunidad de comer chicharrón de pollo (lo que más le ha gustado), sancocho y asopao, y notó que ahora la cocina dominicana está mejor instalada y tiene elementos nuevos.

“Aquí intentaron darme comida internacional, pero me decidí por el sancocho, asopao y chicharrón de pollo, y lo disfruté muchísimo”, recuerda.

Añade que, desde el punto de vista más importante, que son los alimentos y las bebidas, el país es estupendo. Pero, “desde el punto de vista de restaurantes, que es a donde va el turista, el problema es que hay demasiada comida internacional: cocina española, italiana y asiática y poca cocina dominicana”.

Asegura que hacen falta más restaurantes de comida criolla, para que toda la gente que viene de fuera vuelva aunque solo sea a comer.

Por más integración
Durante su visita en el país, Rafael Ansón se reunió con el presidente Danilo Medina y ministros del gabinete, con quienes habló de cómo dar a conocer la comida criolla.

Dice que con los esfuerzos de sectores involucrados, el turista puede venir a buscar más que sol y playa. Puede venir a vivir una experiencia gastronómica única.

Rafael Ansón: ‘RD tiene buenos alimentos, pero debe darlos a conocer’
El país debe decir al mundo lo que hace y cómo lo hace para poder internacionalizar sus platos. Para ello, necesita políticas que sean desarrolladas por varios ministerios y educar a la ciudadanía para que sepa comer.

De esta forma es como el país puede ser un punto gastronómico en el Caribe, asegura a LISTÍN DIARIO el español Rafael Ansón.

El presidente de la Real Academia de Gastronomía española dice: “Hay que aprovechar que estamos en un mundo digital y que internet hace posible que en muy poco tiempo se conozca la comida a muy poco coste, y con una extraordinaria profundidad”.

Cita como ejemplo que se puede crear un espacio web gastronómico como gastromarcaespana.es (sitio de España), en el que se dé a conocer todo lo relacionado con la historia y cultura de alimentos, bebidas y restaurantes (no solo por la calidad de la cocina, sino porque son divertidos, tienen glamur, porque hay gente bonita, porque van niños pequeños, porque es cocina tradicional criollaÖ).

“Todo eso hay que darlo a conocer por internet y que el mundo sepa que cuando llegue aquí no puede perderse el chicharrón de pollo o el sancocho”, dice.

¿Quiénes deben estar involucrados para hacer esto posible? Según Ansón, la gastronomía actualmente afecta a varios ministerios: el de Agricultura, que es el sector primario y el que de alguna manera genera los alimentos; Salud, porque lo que más influye en la calidad de vida es la salud, y lo que más influye en la salud es la alimentación.

Luego está la Educación, detalla, porque de alguna forma hay que conseguir que los niños y los jóvenes sepan comer, que no haya obesidad ni enfermedades coronarias.

“También tiene que ver el sector turismo, sin duda alguna, porque como hemos dicho, el turista puede venir por muchos motivos pero al final come, por lo tanto la oferta gastronómica fideliza mucho el turismo”, insiste.

Otros sectores que pueden intervenir son el de empleo y el cultural.

Alcance gastronómico

En los últimos años la cocina en el mundo ha cambiado. Y cada día son más los países que se preocupan por decir lo que hacen y por tener un sello gastronómico que los identifique.

Este cambio se ha debido, de acuerdo con Ansón, a que ya no es igual a 20 años, cuando la gastronomía más popular era la francesa y para Francia el placer de comer solo era para unos cuantos.

“Actualmente eso ha desaparecido, se ha impuesto la cocina de la libertad, cada cocinero y país cocina como lo cree conveniente. La gastronomía ha dejado de ser el placer de unos cuantos privilegiados para ser saludable, solidaria, sostenible y satisfactoria”, expresa.

Ansón recuerda que comer es educar los sentidos para apreciar lo que se está comiendo. Así como se educa la vista para las artes plásticas y el oído para la música, asegura, se puede educar el gusto, el tacto y el olfato para disfrutar comiendo.

La evolución de la comida
Rafael Ansón tiene una idea de lo bueno que puede ser la evolución de la comida en el país y el compromiso que asuman los sectores involucrados en este desarrollo.

“La evolución de la gastronomía en este país tiene que servir para dar más calidad de vida a su gente, que estén mejor de salud, tengan más energía, más vitalidad, evitar riesgos de enfermedades y, por lo tanto, debe servir para que la gente tenga más vida en compañía. La mesa es el lugar de encuentro y de convivencia de las personas”, dice.

Agrega que comer bien es y será importante.

Expectativa
Como presidente de la Academia Iberoamericana de Gastronomía, de la cual República Dominicana forma parte, Ansón dice que se hará un acuerdo bilateral con la Real Academia de Gastronomía de España, porque tiene mucha experiencia y hace 20 años dio lugar a la cocina de la nueva gastronomía.

Otros países que pertenecen a esta organización, creada por Ansón hace cinco años son, México, Brasil, Argentina, Perú, Colombia, Chile, Portugal, España, Panamá, Venezuela y Cuba.

Por Coralis Orbe
Santo Domingo / Listin Diario

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here